🎥 El simbolismo del 🐔gallo

🎥 El simbolismo del 🐔gallo

El simbolismo del gallo

Si en el vídeo anterior traté sobre las diferencias entre liturgia, taumaturgia y teúrgia, hoy nos adentraremos en el componente simbólico de la figura del gallo. Cuestión sugerida por una seguidora mediante un comentario en mi canal de YouTube, a quien desde aquí le doy las gracias por participar. Porque ya sabéis que podéis proponer un tema simbólico para abordar en próximos vídeos, solo tenéis que indicarlo en los comentarios. Gallo relacionado con el Sol, el encargado de anunciar un nuevo amanecer. Instante en el que las tinieblas dan paso a la luz. La victoria del Bien sobre el Mal. Imagen simbólica a la que hice mención en dos de mis libros: La Hermandad de Doña Blanca y Simbología.

Los galos

Pues bien, la palabra gallo proviene del término latino gallus, con el que se designa no solo al ave sino también a los habitantes de la antigua Galia. Zona francesa que a todos nos evoca las famosas historias de los cómics de Astérix y Obélix. Imaginario pueblo que conseguía una fuerza sobrenatural gracias a la poción mágica preparada por el druida Panoramix en su famosa marmita. Energía que les permitía derrotar una vez tras otra a las tropas de Julio César que los hostigaban continuamente.

Y es que el gallo fue tomado como emblema del país galo desde el comienzo. Apareció junto a la efigie de monarcas franceses, en escudos o incluso se grabó su magnífico porte en las monedas. Tras la Primera Guerra Mundial resultó muy común insertar su imagen en los monumentos levantados en honor a los caídos durante las cruentas batallas. Hasta hace acto de presencia en el deporte nacional, como en las camisetas de la federación de fútbol, esgrima o rugbi. Así, por ejemplo, la mascota de la Copa del mundo de fútbol de 1998, celebrada en Francia, fue un gallo llamado Footix.

El gallo de Barcelos

Por citar otro Estado, en Sri Lanka el gallo es el ave nacional. De manera análoga, Portugal se encuentra muy unida a este enigmático animal. Portugueses que creen que tener un gallo en casa es signo de buena suerte. Nación que lo erige como emblema de la fe y la justicia. Epítetos establecidos a través de la leyenda del gallo de Barcelos. La historia de un peregrino gallego que en el transcurso de su viaje a Santiago de Compostela recaló en la ciudad portuguesa de Barcelos. Donde fue acusado arbitrariamente de robo, por lo que lo condenaron a la horca.

No obstante, relata la leyenda que el peregrino como última voluntad solicitó ser llevado ante el juez, quien en ese momento se disponía a comer un gallo asado. El peregrino le dijo que como prueba de su inocencia esa ave se levantaría y cantaría. El juez obvió la advertencia y rápidamente despachó al peregrino, quien fue conducido de inmediato a su ejecución. Si bien, cuando le ponían la soga al cuello el gallo se irguió para pronunciar un alto y claro kikiriki. El juez no pudo más que rendirse ante semejante milagro y corrió raudo a impedir la tremenda injusticia que se iba a cometer. Mas pudo comprobar que el peregrino se había salvado, al haberse anudado mal la cuerda que debía haberle provocado la instantánea muerte.

El gallo en el cristianismo

Gallo fuertemente arraigado en la cultura cristiana. Ya en el Antiguo Testamento se lo define como «vigoroso» (Proverbios 30, 31), al que Dios dotó de «inteligencia» (Job 38, 36). Y en el Nuevo Testamento Jesús le vaticinó a Pedro en la noche de la última cena que lo negaría «tres veces» (Lucas 22, 34; Mateo 26, 34; Marcos 14, 30; Juan 13, 38), antes de que cantara el gallo. Lo que efectivamente ocurrió cuando apresaron al Señor y después el gallo cantó. Al darse cuenta Pedro del cumplimiento de las palabras del Hijo de Dios rompió a llorar (Lucas 22, 54-62; Mateo 26, 69-75; Marcos 14, 66-72; Juan 18, 16-27).

Tampoco hay que olvidar la célebre Misa de Gallo en la que se conmemora el nacimiento de Cristo. Liturgia que tiene lugar al arrancar el 25 de diciembre, a las doce de la noche. Según la tradición romana de que el día comenzaba con el «canto del gallo», es decir, a medianoche. Vigilia instaurada en el siglo V por el papa Sixto III.

Las veletas de las Iglesias

Ave que domina la cúspide de las iglesias, colocadas en las veletas donde se solían introducir reliquias. Como muestra de la victoria de la Luz frente a la oscuridad, pues es el último al que tocan los destellos del Sol y el primero en abrazar el nuevo día. Habilitado para disipar las tinieblas de la ignorancia, función realizada por la institución eclesiástica. Alegoría de la resurrección, al proclamar un renovado comienzo.

Como dato anecdótico, cabe reseñar el prodigioso hecho de hallar intacto el gallo de bronce de la aguja de la catedral de Notre Dame de París. Después de que quedara la colosal estructura arquitectónica devastada por el fuego, durante el incendio sufrido la tarde del 15 de abril de 2019. Gallo que custodiaba tres reliquias, entre las que se hallaba una espina de la corona de Cristo. En verdad, algo cuanto menos sorprendente y que hay que reconocer que está en sintonía con el significado simbólico atribuido a esta ave.

Cuarto de reflexiones masónico

En suma, el gallo evoca al vigilante que evita que nos podamos caer. No en vano, se encuentra dibujado en el cuarto de reflexiones masónico, al que se añaden las palabras «vigilancia y perseverancia». Lo que indica al masón que ha de estar atento a la enseñanza transmitida por la simbología y ser consciente de que únicamente por medio del constante esfuerzo adquirirá el conocimiento.

El gallo en el islam

En el islam se dice que el canto del gallo avisa de que ha visto un ángel, momento preciso para solicitar al Todopoderoso su ayuda. Ave al que se venera desde que Mahoma lo contempló cuando pasó por el primer Cielo junto al Ángel Gabriel, en su ascensión a los siete Cielos. Gallo que convida con su canto a los musulmanes a la oración del amanecer.

Abraxas

Por otro lado, en la antigüedad una de las deidades míticas era Abraxas, representada con cabeza de gallo y piernas de serpientes. Divinidad en la que convergían lo bueno y lo malo. En definitiva, la dualidad inherente al propio ser humano. Magnánimo con los puros de corazón e implacable frente a los corrompidos. De quien proviene la popular palabra mágica de «abracadabra».

El gallo en la mitología clásica

El gallo es uno de los símbolos que se le atribuye al dios griego Hermes, Mercurio para los romanos, el equivalente al Thot de los egipcios. Conector del mundo terrenal con el espiritual. Psicopompo que guía a los difuntos hasta el Más Allá. También el dios de los muertos, Hades, resultaba habitual que se lo representara con un gallo, animal que se ofrecía en sacrificio a las divinidades. Por su parte en la mitología nórdica se vaticina que el fin de los días, el Ragnarok, será revelado por tres gallos. Uno será el encargado de despertar a los dioses, el otro a los seres del inframundo y el tercero a los gigantes.

La diosa del Sol Amaterasu, mitología japonesa

El gallo en la mitología japonesa

En Japón hay una historia que narra que la diosa del Sol Amaterasu se había recluido en una cueva, tras los ataques de su hermano Suzanoo. Lo que tenía muy preocupados al resto de dioses, porque con su decisión había sumido en la oscuridad al Cielo y la Tierra. En consecuencia, idearon un ardid para hacer salir a Amaterasu de su escondite.

Entonces, con la intención de suscitar su curiosidad, los dioses le dijeron a Amaterasu que fuera había una diosa superior a ella. Por lo que Amaterasu deseosa de saber quién era salió de la cueva. A su entrada habían colocado un espejo para que viera su propio reflejo. Cuando Amaterasu estaba absorta contemplando su hermosa imagen, el resto de dioses aprovecharon para taponar la cueva e impedirle así que retornara a la misma. Mientras, se escuchaba el canto de un gallo posado en un torii. De ahí que en el acceso a los templos sintoístas se coloque un torii en recuerdo de este episodio, advertencia de que se penetra en un espacio sagrado, icono de la buena suerte.

El gallo en la tradición china

En la tradición china se piensa que solo doce animales acudieron a la llamada de Buda, entre los que se encontraba el gallo. Es por ello que los premió para que dirigieran cada año. De modo que supuestamente las personas nacidas en un año concreto se rigen por las cualidades del animal que lo gobierna.

Respecto al gallo cabe resaltar el orgullo, la seguridad que tiene de sí, lo que puede derivar en la pretensión de imponerse a los demás. De ellos se destaca asimismo su inteligencia, su sinceridad y lealtad. Son sujetos que les gusta que los admiren, lo que puede llevarlos a la vanidad. Nunca se mostrarán desarreglados. En esta línea se sitúa aquella adivinanza española que afirma: «No vuela muy alto, pero es presumido, calza espuelas, mira con ojos feroces, soberbio y distante […] se levanta pronto, grita a dos voces, qué es» .

Las virtudes del gallo

La cultura china otorga cinco virtudes al gallo. Su cresta roja los muestra como aptos para desempeñar actividades de dirección. Sus espolones encarnan su inclinación al mando. Destacan además su valentía en la lucha. Así como su bondad a la hora de proteger a las gallinas. Dignos de confianza, por su eterno e invariable anuncio de la llegada del día. Espanta los malos espíritus nocturnos y atrae las buenas vibraciones.

En los cuentos chinos se describe el pavor de los fantasmas al canto del gallo. Ave que encarna la prosperidad. Razón por la que en el Feng Shui se insta a colocar la figura del gallo en el hogar u oficina, en concreto, en el rincón oeste. De esta forma se renueva la energía de las estancias. Previene también de los cotilleos y maledicencias. Aunque sus colores ofrecen variantes a este respecto: si es rojo acaba con los cotilleos y si es blanco dulcifica lo que se comente. Por lo que se recomienda encarecidamente su uso a los políticos o a aquellos profesionales expuestos sobremanera a lo que digan los demás.

El gallo en el hinduismo

Dentro del hinduismo en el estandarte del dios de la guerra Karttikeya, líder de las tropas que combaten a los demonios, hay un gallo. Como recuerdo de haber presuntamente partido en dos al demonio Sura Padam. Pedazos de los que convirtió una parte en el gallo su bandera y la otra en un pavo real al que cabalga.

Suscríbete a mi canal de YouTube

Muchísimas gracias por acercarte al apasionante mundo de los símbolos. Si hoy hemos hablado del aspecto simbólico del gallo; en el próximo vídeo profundizaremos en el simbolismo del árbol de Navidad. Por lo que no olvides suscribirte a mi canal de YouTube y, muy importante, activar las notificaciones haciendo clic en la campanita, para que puedas estar al tanto de mis nuevas publicaciones. Y por supuesto, si te ha gustado este vídeo, dale un «me gusta» y compártelo.

Además, si después de leer mis libros quieres ampliar conceptos sobre aspectos simbólicos que menciono en los mismos o tienes interés por un símbolo concreto, déjame tu comentario y en otro vídeo lo trataremos. Por cierto, recuerda que puedes adquirir mis libros en Amazon, desde cualquier país.


El simbolismo del gallo –
(c) –
Ibiza Melián

Bibliografía

Asín Palacios, M. y Ribera, J (1919). La escatología musulmana en la divina comedia. Real Academia Española.

Carrillo de Albornoz, M. A. y Fernández, M. A. (2015, 9 de diciembre). Simbolismo de… el gallo. Nueva Acrópolis. Obtenido el 28 de noviembre de 2019, de: https://biblioteca.acropolis.org/simbolismo-de-el-gallo/

Daza, J. C. (2009). Diccionario Akal de Francmasonería. Madrid: Ediciones Akal (Obra original publicada en 1997).

Del Río, J. C. La vía de los kami: el espíritu shinto. Escuela de Filosofía de Nueva Acrópolis. Obtenido el 28 de noviembre de 2019, de: https://filosofia.nueva-acropolis.es/2017/la-via-los-kami-espiritu-shinto/

Hernández, L. (2019, 27 de abril). Estas son las 3 reliquias que guarda el Gallo de la catedral de Notre Dame. La Sexta. Obtenido el 28 de noviembre de 2019, de: https://www.lasexta.com/viajestic/curioso/estas-son-reliquias-que-guarda-gallo-catedral-notre-dame_201904275cc387100cf204a49346d881.html

Hernández, M. Simbología secreta de «Perito en Lunas». Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes. Obtenido el 29 de noviembre de 2019, de: http://www.cervantesvirtual.com/servlet/SirveObras/35794907878146508754491/p0000014.htm

La Biblia. La Santa Sede. Obtenido el 28 de noviembre de 2019, de: http://www.vatican.va/archive/ESL0506/_INDEX.HTM

Melián, I. (2016). La Hermandad de Doña Blanca. Villaviciosa: Ediciones Camelot.

Melián, I. (2017). Simbología de La Hermandad de Doña Blanca. Createspace Independent Pub.

Personajes mitológicos. Abraxas (2009, 8 de abril). El pensante. Obtenido el 28 de noviembre de 2019, de: https://www.elpensante.com/personajes-mitologicos-abraxas/

Vídeo

Compartir

Sobre la autora

Ibiza Melián
Escritora. Investigadora en el ámbito político. Especialista en comunicación política. Proactiva, perseverante y apasionada de la libertad.

No hay comentarios

Deja un comentario

En Ibiza Melián (titularidad de María Ibiza Melián Reyes) trataremos los datos que nos facilites con la finalidad de gestionar y publicar tu comentario. Podrás ejercer los derechos de acceso, rectificación, limitación, oposición, portabilidad, o retirar el consentimiento enviando un email a ibizamelian@gmail.com. También puedes solicitar la tutela de derechos ante la Autoridad de Control (AEPD). Puedes consultar información adicional y detallada sobre protección de datos en nuestra Política de Privacidad.

He leído y acepto la Política de Privacidad para dejar un comentario. *

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *