Capítulo XXIX: Giordano Bruno, el filósofo hermético

Capítulo XXIX: Giordano Bruno, el filósofo hermético

Giordano Bruno (1548-1600)

Al terminar el acto y pasada ya la “Medianoche en Punto” nos dirigimos al ágape. A disfrutar de la comida fraternal. Fue entonces cuando Christian Resende Cruz tomó la palabra, distinguiéndose su figura gracias a los destellos que emanaban de la luna llena que esa noche coronaba el firmamento.

“Abnegados Hermanos de la Rosacruz Roja acabamos de contemplar la concreción de la unidad, porque como afirmara el maestro de maestros, Giordano Bruno: “todo es uno, y conocer esta unidad es el objeto y término de toda filosofía y contemplación natural.” (85) La senda para fundirse con el “Alma del Mundo.” La soteriología, el camino hacia la verdadera salvación.

Giordano Bruno, quien diera su vida por defender la libertad de pensamiento. Profiriendo a quienes le condenaban, días antes de ser cruelmente asesinado en la hoguera de la sinrazón, las ulteriores palabras:

“(…) Yo sé que me condena vuestra demencia suma.
¿Por qué? Porque las luces busqué de la verdad,
no en vuestra falsa ciencia que el pensamiento abruma
con dogmas y con ritos robados a otra edad, (…)
leyenda vuestra historia fantástica y extraña (…)
Decid a vuestro Papa, vuestro señor y dueño.
Decidle que a la muerte me entrego como a un sueño.
Porque es la muerte un sueño que nos conduce a Dios…
(…) a ese Dios-Idea que en mil evoluciones
da a la materia forma y vida a la creación.
(…) al Dios del pensamiento.
Al Dios de la conciencia, al Dios que vive en mí,
al Dios que anima el fuego, la luz, la tierra, el viento (…)” (86)

Filósofo hermético que abogaba por un gnosticismo puro. Quien prefirió morir a abjurar de sus ideas. (87) Quien se propuso ilustrar en el Conocimiento. El cual sólo se alcanza a través del Amor, jamás por medio del miedo y la represión. Rompiendo las cadenas que nos atan a todo pensamiento limitante. La puerta de salida de la caverna en la que muchos aún habitan. (88) Punto de partida para a la unidad retornar y el real nombre de Dios escuchar. Recuperando así la palabra perdida. (89)

Y si queremos la Tercera Gran Reforma llevar a cabo, debemos continuar el trabajo por Giordano Bruno comenzado. Revelando la gnosis a todo aquel que quiera escuchar. Propiciando el advenimiento de “La Edad del Espíritu Santo”. La Renovación de la Gran Iglesia. Donde ya no sólo se buscará la libre interpretación de los textos sagrados que defendían los protestantes, sino andar íntimamente la plenitud del camino iniciático.

Cumpliéndose los vaticinios de Nostradamus, la cuarteta número LXIX:

“La gran montaña redonda de siete estadios,
después paz, guerra, hambre, inundación,
rodará lejos abismando grandes regiones,
aún antiguas, y gran fundación.”

Profecía que habla de la ciudad de Roma, levantada sobre siete montañas. Lo que aparenta significar la caída del Vaticano y con él las creencias sobre las que construimos el mundo occidental. (90) Mas que se ha de interpretar no como la destrucción literal, sino como una renovación de la fe. Pasaje redactado de forma ininteligible para sortear la intolerancia de los guardianes del dogma. Simbolizando de modo apocalíptico el fin de la corrupción que corroía la estructura de tan sagrada institución. Ya que Roma es Amor al revés, el reflejo de su espejo celestial. (91) La Sabiduría divina. Destinada a convertirse en el faro iluminador que siempre debió ser. Al que mirarán todos aquellos que alberguen un corazón puro.

El 21 de diciembre del 2012 a las 11:12 el elixir será inoculado. Al culminar el último ciclo de 120 años nos volveremos a mostrar. Instante coincidente con el solsticio de invierno, cuando comienza la mitad ascendente del ciclo anual, momento que potenciará sin duda el flujo de nuestras teorías. Fiesta pagana celebrada desde el antiguo Egipto. Es por ello que alegóricamente Jesús nace el 25 de diciembre, para enfatizar su crecimiento. Como atestiguara San Juan Bautista: “Es necesario que él crezca y que yo disminuya.” (92) Refiriéndose a Jesús en contraposición a él, que viene al mundo en el solsticio de verano, correspondiente al periodo descendente del año. (93)

Y es que los libros sagrados que hasta ahora nos han mostrado están plagados de alegorías y no de hechos contrastados. Como los tres Reyes Magos que acuden a rendir homenaje a Cristo, quien acababa de ser alumbrado. Trayendo consigo Oro, Incienso y Mirra. Confiriéndole así la potestad de Rey, Sacerdote y Maestro Espiritual, conector del mundo terrenal con el celestial. (94)

Asimismo, el Antiguo Testamento, para los cristianos, no recoge sucesos plenamente verídicos. Primitivos textos bíblicos de los que surgen las tres grandes religiones monoteístas: el judaísmo, el cristianismo y el islamismo. Sino que la Biblia hebrea se elaboró en base a escritos literarios y espirituales fruto de la imaginación de la mente humana. Basados en hechos, leyendas, cuentos, panegíricos acerca de la monarquía,…Conforme a lo demostrado por recientes investigaciones arqueológicas.

Documentos redactados en las postrimerías del siglo VII a.C. en el reino de Judá, por mandato del rey Josías. Zona contigua a Israel, ubicada al norte y que había sido ocupada por Asiria, Imperio mesopotámico. Por lo que muchos de sus habitantes se refugiaron en Judá trayendo consigo sus tradiciones. Una vez que Asiria se retira de Israel, Josías concibe unir por primera vez el reino del norte y el del sur en una gran nación. Ideando una epopeya sobre la que sustentar sus planes, repleta de milagros y valientes hazañas protagonizadas por fantásticos héroes.

Para concitar el favor popular, lo primero era esbozar unos lazos comunes. Redactándose por tanto la historia de los Patriarcas que relaciona a los pueblos cercanos familiarmente, simbolizando la unidad nacional. Cuyos habitantes eran supuestamente descendientes de Abraham, Isaac, Jacob. Ismael, a partir del cual surgen las tribus árabes. (95) Intentando que un futurible estado plurinacional compartiera una única identidad nacional. Fabricando desde el gobierno unas mismas señas de afinidad. Creando una conciencia de pueblo. Como han hecho los Estados modernos a la hora de constituirse, territorios delimitados por la mano humana. (96) Sólo hay que recordar Estados Unidos, país conformado por emigrantes que hoy en día disfrutan de un fuerte espíritu patriótico que los identifica con el grupo.

Posteriormente se narra el episodio de Moisés, al que Yahvé entrega “Los Diez Mandamientos.” Ley que el monarca presenta como un pacto sagrado entre Dios y el pueblo. Luego de encontrarla, según él, inscrita en un misterioso libro descubierto en el Templo de Jerusalén. De tal manera que implanta el monoteísmo y consagra como único santuario de culto el lugar del hallazgo. Al ser Jerusalén la capital de Judá se centraliza el poder, logrando de este modo una Administración fuerte y un pleno control del Estado.

Después, mediante el relato que arranca con las épicas conquistas de Josué del reino de Israel, reclama el derecho de su estirpe monárquica, inventando un linaje. Dinastía entre la que se encuentran David y Salomón, regidores de un colosal Imperio. Míticos episodios repletos de intervenciones divinas. Narración que prepara el camino a Josías para intentar conquistar Israel una vez es abandonada por Asiria. Siguiendo las presuntas hazañas de Josué, a quien Dios ordena tomar la Tierra Prometida a los Patriarcas y luego a Moisés. En definitiva, con esta narración Josías reflejaba lo que quería conseguir con la batalla pergeñada, construir un poderoso reino que emulara al de David y Salomón. Y cumplir así con el hipotético mandato divino.

Sin embargo, los sueños de Josías se ven frustrados al ser asesinado por el faraón Necao II. En el año 597 a.C. los babilonios atacan Judá. Once años después Nabucodonosor entra en Jerusalén e incendia el Templo de Jahvé. Los pilares sobre los que se había erigido el anhelado pueblo de Israel habían desaparecido: el rey Josías, el Templo y la unidad territorial. Es entonces cuando los escribas y sacerdotes exiliados de Judá reformarían la Biblia. Cambiando el Templo por la sinagoga, al rey por Moisés y al país por la Torá.

Josías era el Mesías, el ungido, título únicamente asignado a los dignos sucesores del Rey David. Empero, a su muerte los judíos debían aún esperar la llegada de un nuevo descendiente que llevase a cabo la misión de Dios. Abriendo la puerta a la esperanza. Confiriendo al relato un significado y un fin a través de la fe. (97)

Ergo, Josías utilizó la Biblia hebrea para reafirmar su poder. Tejiendo un texto que se ajustara a sus propósitos. Similar a lo que hizo Constantino en el Concilio de Nicea con el cristianismo, que se desarrolla sobre el judaísmo. Siempre las creencias sagradas para el poder político legitimar. Y en pleno siglo XXI parece que la historia no ha cambiado en algunos Estados perfeccionistas, quienes procuran adecuar el comportamiento de los ciudadanos a su concepción moral. Escudándose en la religión para imponer al pueblo todo tipo de injustificables ideas, las cuales muchos pensamos haber enterrado ya en el pasado.

Mas la esencia de toda creencia es el Amor. Da igual la religión que profesemos. Creer o no creer depende exclusivamente de la elección personal de cada cual. No obstante, cuando escuchamos ciertas prédicas, como seres libres y adultos que somos, deberíamos recapacitar acerca de lo que proclaman. No apoyando jamás a aquellos que promulgan el odio hacia el otro, su discriminación por ser diferente, ostenten el poder temporal o el espiritual. Amor, empatía, tolerancia, actitudes que la psicología positiva moderna nos recomienda cultivar para de una buena salud mental disfrutar. Coordinando pensamiento, palabra y acto. La piedra Filosofal de la Felicidad que ya conocían los herméticos.

Hemos de tener sumo cuidado, porque los que todavía se aferran al pasado, una nueva Contrarreforma esgrimirán, sin importarles otro cisma provocar. Pues no hay que olvidar que al fin y al cabo el cristianismo paulino era una gnosis edulcorada, fácil de asimilar. (98) Buscando llegar a la gran masa, no para liberarlos sino para más bien controlarlos, al considerarlos incapaces de potenciar su individualidad. Si bien, nosotros ahora reivindicaremos la madurez de cada ciudadano para el alma de nuestra patria salvar. Penetrando por tercera vez en las Cuevas de Hércules. Comenzando el peregrinaje hacia “Tierra Santa”, el “Centro del Mundo”, donde se sitúa la ciudad de Agartha. Llamado de distintas maneras por las dispares culturas, pero que no es más que la representación esotérica del máximo centro espiritual. Donde nos espera la inmortalidad. (99)

Porque para reunirte con la divinidad, con tu yo mismo, tienes que explorar tu interior. Engarzándote, como un ser único e irrepetible, en armonía con los demás en el “Alma del Mundo”. Sin violentar los derechos del prójimo, al respetar su magnanimidad. Consciente, como aseveró Kant, de que cada persona es un fin en sí misma y no puede ser sacrificada para beneficiar a la mayoría. Sabedor de que sólo se es libre cuando no se busca que un tercero solucione nuestros problemas. Partiendo de la esencia del deber moral por el cada uno nos hemos de obligar, no por presiones externas, sino por propias convicciones erigidas sobre firmes principios. Dejando a un lado la búsqueda de la utilidad o la conveniencia. Luego, en toda actuación ha de primar la moral, la libertad y la razón. Debiendo siempre optar por la buena elección, a tenor de los principios que nos hemos dado y con independencia de las consecuencias. (100) Sin dejar que otros alteren nuestro Templo interior. Como así lo hizo Giordano Bruno al aceptar el castigo inquisitorial, exclamando: “(…) Morir como yo muero… no es una muerte ¡no! Morir así es la vida (…).” (101)

Y queda fuera de esta concepción el grupo monolítico, que ha de moverse y pensar a través del dirigismo estatal o eclesial. Propio de la ancestral sociedad tribal en la que pretenden continuar recluyéndonos. Fusionando a los ciudadanos. Despojándolos de toda libertad individual, de la posibilidad de experimentar su autoconocimiento, de seguir su propio ritmo de aprendizaje a medida que esté preparado para dar un paso más. Ergo, la semilla de la gnosis es liberal y nunca comunitarista. Pues sólo en la sociedad abierta es capaz de florecer la rosa.”


Capítulo XXIX: Giordano Bruno, el filósofo hermético –
(c) –
Ibiza Melián

————————————————————————————————————————————————–

(85) Silvestre, A. (2007). Giordano Bruno. El Sello de los Sellos, p. 28. Zaragoza: Libros del Innombrable

(86) Alcaina, C. (7 de abril de 2013). Giordano Bruno, “aggiornamento” y nuevo paradigma. Periodista Digital. Obtenido el 30 de agosto de 2015, de: http://blogs.periodistadigital.com/enigma.php/2013/04/07/giordano-bruno-aggiornamento-y-nuevo-par

(87) Hernández, O. (Julio-Diciembre 2001). Giordano Bruno y la ciencia renacentista. Rev. Filosofía Univ. Costa Rica, XXXIX (98), pp. 23-30.

(88) Gracia, J.M. (8 de diciembre de 2008). El mito de la caverna. ARKHO. Obtenido el 31 de agosto de 2015, de: http://www.arkho.com/grac9.htm

(89) Guénon, R. (1946). Reunir lo disperso. Estudios Tradicionales. Obtenido el 31 de agosto de 2015, de: http://www.estudiostradicionales.com/articulos/Reunir%20lo%20disperso.htm

(90) Caudet Yarza, F. (2007). Las Profecías de Nostradamus. Presagios desde 1547 hasta el siglo XXI, p. 51. Madrid: Editorial LIBSA.

(91) Guénon, R. (1993). Sobre esoterismo cristiano. Barcelona: Obelisco. (Obra original publicada en 1954).

(92) San Juan, III, 30.

(93) Guénon, R. (1949). Acerca de los dos San Juan. Obtenido el 31 de agosto de 2015, de: http://eruizf.com/masonico/doc/acerca_de_los_dos_san_juan_rene_guenon.pdf

(94) Guénon, R. (1993). Sobre esoterismo cristiano. Barcelona: Obelisco. (Obra original publicada en 1954).

(95) Finkelstein, I. y Silberman, N. (2003). La Biblia Desenterrada. Una nueva visión arqueológica del antiguo Israel y de los orígenes de sus textos sagrados. Madrid: Siglo XXI

(96) Vallès, J.M. (2008). Módulo 3: La política estatal: elementos, instituciones, formas de gobierno, pp. 9-13. En Vallès, J.M. (Coord.), Política y sociedad. Barcelona: FUOC

(97) Finkelstein, I. y Silberman, N. (2003). La Biblia Desenterrada. Una nueva visión arqueológica del antiguo Israel y de los orígenes de sus textos sagrados. Madrid: Siglo XXI

(98) Piñero, A. (2010). El infinito asequible: el gnosticismo cristiano de los siglos II y III. antoniopineto.com. Obtenido el 31 de agosto de 2015, de: http://www.antoniopinero.com/capitulos/el-infinito-asequible.html

(99) Guénon, R. (1993). Sobre esoterismo cristiano. Barcelona: Obelisco. (Obra original publicada en 1954).

(100) Sandel, M. J. (2011). Justicia. ¿Hacemos lo que debemos?, pp. 121-160. Barcelona: DEBATE

(101) Alcaina, C. (7 de abril de 2013). Giordano Bruno, “aggiornamento” y nuevo paradigma. Periodista Digital. Obtenido el 30 de agosto de 2015, de: http://blogs.periodistadigital.com/enigma.php/2013/04/07/giordano-bruno-aggiornamento-y-nuevo-par

Sobre la autora

Ibiza Melián
Escritora. Investigadora en el ámbito político. Especialista en comunicación política. Proactiva, perseverante y apasionada de la libertad.

No hay comentarios

Dejar respuesta

2 + ocho =

He leído y acepto la Política de Privacidad. *

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos

Responsable: Ibiza Melián
Finalidad: Gestionar y publicar tu comentario.
Legitimación: Tu consentimiento.
Tratamiento: Tu comentario puede que lo revise un servicio de detección automática de spam, Akismet.
Los datos que nos facilitas estarán ubicados en los servidores de Axarnet (proveedor de hosting de ibizamelian.com) dentro de la UE. Ver Política de Privacidad de Axarnet.
Derechos: Acceso, rectificación, limitación y supresión de los datos, así como otros derechos, como se explica en nuestra Política de Privacidad
Plazo de conservación de los datos: Los datos proporcionados se conservarán indefinidamente o durante los años necesarios para cumplir con las obligaciones legales. 
Para más información consulta nuestra Política de Privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.